Aug 252014
 

captura

 

 

 

 

Las especias y hierbas que utilices no solo le proporcionan buen sabor a los alimentos que prepares, sino que también aportan dosis muy altas de nutrientes.

Te voy a dar un ejemplo de seis hierbas verdes que puedes incluir en tus alimentos cuando los cocines. En algunas de tus recetas, además de en ensaladas y platillos, puedes añadirlos hasta en tus licuados/smoothies para gozar de sus beneficios ya que han tenido usos medicinales a lo largo del tiempo.

  1. Menta. Existen muchas variedades de menta dependiendo del país o región. Aparece en muchos alimentos, hasta en medicamentos. Es un estimulante y sirve para refrescar como para dar calor gracias a un aceite volátil como es el mentol. Ayuda aliviar problemas digestivos, dolores de cabeza, a refrescar el cuerpo e inclusive bajar la fiebre. Tiene altos componentes de clorofila (bueno para la sangre), aporta manganeso, cobre y Vitamina C.
  • Sugerencia en platillos: combina muy bien con cordero o papas (patatas). En ensaladas frescas, en recetas árabes como jocoque o taboule. Como ingrediente en salsas, jaleas y guarnición de postres.
  • Sugerencia en licuados o smoothies: combinar con smoothies/licuados dulces o que tengan de una a dos frutas como mango, pera, fresas, moras en general. Emplear máximo 2 hojas y licuar.

 

  1. Perejil. Es probablemente la más empleada de todas las hierbas culinarias. Aporta sabor a todos los platillos crudos y cocidos. Se usa tanto las hojas como los tallos. Además, se suele servir como guarnición o decoración en muchos platillos. Sus propiedades nutrimentales y medicinales son ignoradas debido a la popularidad de empleo en platillos. Esta hierba, facilita la digestión, tiene un efecto diurético y ayuda a tratar aquellos malestares de retención de líquidos. Inclusive, en la medicina homeopática se utiliza el extracto para aliviar casos de artritis y osteoartritis. Ayuda a desintoxicar el riñón y la vesícula, también, a refrescar el aliento. Es un manjar de nutrientes utilizando poca cantidad. Es una fuente muy rica de Vitamina K, Vitamina C y Vitamina A. La próxima vez que te lo encuentres de guarnición o decorando tu platillo, cómetelo! Y goza de todos sus beneficios.
  • Sugerencia en Platillos: combina con casi todos los tipos de cocina y alimento. Desde para sazonar o inclusive fresco. En ensaladas frescas, en pestos o en salsas.
  • Sugerencia en licuados o smoothies: combinar desde una cucharada hasta un ¼ de taza con jugos o licuados si el sabor es de tu agrado. Se puede combinar con otros vegetales como apio, pepino, calabacita o con frutas como piña, mango y uvas.

 

  1. Berros. Esta planta crece con mucha humedad. Las hojas tienen un gusto picante hasta un poco amargo. Se come tanto las hojas como el tallo. Históricamente era una hierba empleada como tratamiento para la tuberculosis. Tiene propiedades diuréticas y expectorantes. Reduce la retención de líquidos y facilita la eliminación de toxinas que se encuentren en el cuerpo. Alivia problemas de la piel y la anemia gracias a su alto aporte en hierro. Es una fuente muy rica en calcio, hierro, yodo, Vitamina K y Vitamina A.
  • Sugerencia en platillos: combinar con ensaladas en pocas cantidades. Puede mezclarse bien con naranja dulce. Se puede utilizar como ingrediente en sopas, añadirse a algunas salsas. Combina muy bien con pollo y huevo.
  • Sugerencia en licuados o smoothies: tomar un poco con la mano y añadir a licuados verdes. Combinar con apio, pepino, perejil, manzana y pera.

 

  1. Verdolaga. Es una hierba que se da comúnmente en los campos Mexicanos. Se le conoce alrededor del mundo como Perejil Mexicano debido a lo frecuente que crece en el país. Inclusive, hay un platillo típico en el cual se combinan las verdolagas con carne de cerdo en salsa verde (ya se me antojó hmm). Pero no es la única manera de usar las verdolagas. Son una buena fuente de calcio, hierro, magnesio, potasio, Vitamina C, Vitamina A y aceites grasos Omega 3.
  • Sugerencia en platillos: se mezcla muy bien en platillos que tengan algún ingrediente de origen animal como cerdo, pollo y carne. Se le puede mezclar con varias salsas como roja, verde, ranchera, en mole o en caldo de frijoles. Hasta en sopa. Se puede poner hasta como decorado en taquitos. Se puede comer cocida o en crudo (en pocas cantidades).
  • Sugerencia en licuados o smoothies: se puede licuar tanto el tallo como las hojas, de una a tres cucharadas por licuado. De preferencia combinar con otros vegetales verdes y frutos como manzana, pera, durazno, uvas etc.

 

  1. Diente de León. ¿Es la típica florecita de jardín que al final del tallo tiene pétalos pequeños blancos en forma de corona, la cual se sopla? Sip. Esa mera. Es quizás la hierba más abundante en casi todos los climas y territorios. Se ha confundido que es hierba maligna, pero por más pesticidas y plaguicidas que se le ponga a la tierra, esta planta sigue abundando como si nada. Considerar que al comprarla, se obtenga de algún lugar dónde haya cuidado en su riego y crecimiento y tenga buenas prácticas de cultivo.   La parte comestible son las hojas y tienen muy bien sabor. Se le conoce en el viejo mundo como una planta altamente medicinal. Tiene efectos altamente diuréticos y laxantes, ayuda a la digestión, es anti-inflamatoria, combate virus, ictericia, eczema, gota y acné. En Francia se le conoce como “pissenlit” – pipí en cama, ya que si se tomaba o comía de noche, era seguro que la persona se hiciera pipí. Por lo que es sumamente recomendable solo consumir antes de medio día. Las hojas verdes de esta planta son ricas en Vitamina K, Vitamina A, calcio y hierro.
  • Sugerencia en platillos: combina con cualquier platillo del desayuno/almuerzo como huevitos, con frijoles, en taquitos, en quesadillas, sobre sopes, sobre chilaquiles, con pollo o en ensalada.
  • Sugerencia en licuados/ smoothies: se puede licuar de 2 a 3 hojas en licuados o jugos con otros vegetales de hoja verde como espinaca, Kale o col rizada/ berza china y perejil. Añadir alguna fruta dulce como plátano, mango, papaya entre otras.
  1. Hinojo. Existen diferentes variedades. La mayor parte de la planta es comestible. Se comen las hojas, los tallos, las raíces y las semillas. Incluso se extrae aceite esencial con fines terapéuticos. En tiempos medievales, durante el ayuno de cuaresma, se comían las semillas para disimular el hambre. Tiene un sabor anisado. Es digestivo, diurético, antiespasmódico, antiinflamatorio. Es excelente para realizar enjugues bucales, lavado de ojos y limpieza en general. Se creía que ahuyentaba las pulgas y por eso también se ponía en perreras y cuadras. Es buena fuente de fibra, de potasio, Vitamina C y molibdeno.
  • Sugerencias en platillos: el hinojo mezcla bien con alimentos de estilo italiano. También se mezcla bien con perejil, zanahoria, eneldo y cilantro ya que son de la misma familia. Se puede consumir cocido con otros vegetales, o bien para sazonar carnes o pescado. También se puede utilizar como especie para darle sabor a sopas, gazpachos y salsas, inclusive curries. Puede colocarse en pocas cantidades sobre ensaladas. Las semillas machacadas hacen infusión.
  • Sugerencias en licuados smoohties: mezclar con aquellos que tengan alguno de los siguientes ingredientes: zanahoria, perejil, eneldo o cilantro. Puede añadirse a smoothies o jugos frutales o vegetales para darle un toque anisado. Utilizar los tallos y la hoja en cantidades pequeñas desde ½ cucharada hasta 2 cucharadas si el sabor es de tu agrado.  

Cuentanos, ¿En dónde has empleado alguna de las hierbas anteriores? ¿En qué platillos te gustan?

Comments

comments

¿Y tú que opinas?